Hace 131 años fue descubierto el elemento químico Germanio

El 06 de febrero de 1886, el investigador alemán Clemens Alexander Winkler descubre el elemento químico Germanio cuyo número atómico es 32. La existencia de este elemento había sido predicha en 1871 por Mendeleev, quien manifestó que este elemento debía poseer propiedades similares al silicio y en ese momento le nombró eka-silicio. Su obtención se produce como un subproducto en el proceso de producción de zinc, cobre y de las cenizas de algunos carbones. Se purifica mediante el proceso de fusión por zonas. Es utilizado como semiconductor, y como es transparente a la radiación infrarroja es empleado en forma de monocristales en espectroscopios y otros aparatos ópticos.

La identificación de este elemento, se realizó a partir del mineral de argirodita el cual procedía de una mina de plata que estaba ubicada en Himmelsfürst en Alemania. Las características del germanio le dan una apariencia metálica, pero las propiedades físicas y químicas de los metales las muestra únicamente en condiciones especiales, su color es blanco grisáceo, es duro y quebradizo, y tiene la propiedad de conservar su brillo a temperatura ordinaria, la estructura cristalina del germanio es similar a la del diamante, tiene importantes cualidades semiconductoras y lo que lo hace ideal para ser usado en la fabricación de equipos fotodetectores y transistores.