Procesadores de texto y su utilización en educación

Los procesadores de textos vinieron a sustituir las antiguas máquinas de escribir, ya que brindan muchas más opciones para desarrollar tus trabajos. Con ellos puedes borrar, volver a escribir, editar el contenido, agregarle imágenes, entre muchas otras acciones.

Cuando se ha terminado la tarea, puedes guardar el documento realizado en un soporte informático o imprimirlo, pero podrás volver a utilizarlo cuando lo necesites, ya que el documento te queda almacenado en el soporte que elijas.

Adicionalmente, se pueden incorporar a los textos tablas, gráficos, incluir hipervínculos, encabezados y pie de páginas, establecer márgenes y orientación de página personalizados, que posibilitan la creación de documentos sumamente atractivos.

Inicialmente los procesadores de textos solo se encontraban en los computadores, pero con el surgimiento de la Web 2.0 podemos encontrarlo en algunas aplicaciones online como Drive y Zoho.

El Aprendizaje y el uso de procesadores de textos

Existen algunos estudios que destacan, que el uso de procesadores de textos conduce a mejorar el proceso de pensamiento en los estudiantes, los lleva a conseguir mejores logros académicos, pero tienen una desventaja: que los estudiantes pueden distraerse por las características del software.

En relación a la cantidad de texto escrito, los estudios han encontrado que cuando los estudiantes utilizan el procesador de textos, escriben más que cuando lo hacen con lápiz y papel. En cuanto a la calidad de la escritura, esta se encuentra con mejor calidad en estudiantes de bachillerato que en los de primaria y el número de revisiones es mayor cuando utilizan el procesador que cuando escriben con lápiz y papel.

Cabe destacar, que los procesadores de texto son de mucha utilidad cuando se han de realizar trabajos académicos, las aplicaciones didácticas del procesador de textos, que pueden ser utilizadas por los docentes, son las siguientes:

  • Redacción y almacenaje de textos: posibilidad de escritura, uso de correctores ortográficos, almacenar bajo diversos formatos.
  • Edición de textos: establecer márgenes, encabezados, pie de páginas, tipo de fuente, corregir formato, insertar números de páginas, entre muchas otras funciones.
  • Realizar esquemas: darle estructura a los textos, cambiar estilos, crear índices, entre otros.
  • Insertar elementos: pueden agregar tablas, gráficos, seleccionar el tipo de gráficos, justificación de textos o celdas.

Aprenda a utilizar Microsoft Word con este curso para principiantes

A los estudiantes les permite presentar de mejor manera los trabajos, organizar el material de acuerdo a su gusto y necesidades, enriquecer el vocabulario. También aprenden a destacar la información, mejoran la ortografía, aprenden a esquematizar sus apuntes y a organizar datos.

Por todo lo antes expuesto, y en vista de las ventajas que brinda la utilización de los procesadores de texto, es de gran importancia la adquisición de este tipo de conocimiento, el cual es parte esencial de la llamada alfabetización digital.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *